martes 19 de septiembre de 2017

Modelos políticos, económicos y sindicales fueron la base de la disertación que se dividió en bloques y que despertó el interés y la necesidad de debate entre los asistentes al seminario de capacitación ofrecido por AOMA.

Con una dinámica participativa, primando la experiencia y las opiniones, Carlos Campolongo tuvo a su cargo los tres bloques del seminario “Política y gremios” que AOMA ofreció a sus delegados y dirigentes. Entre aplausos, agradecimientos y fotos, el disertante amablemente nos comentó sobre la jornada a la que calificó como intensa.

¿Cómo se hace para mantener expectantes y atentos a los asistentes, después de toda una jornada?
Quienes me  invitaron, el Secretario de AOMA Nación y el Secretario de San Juan, me dieron absoluta libertad metodológica, y tomé la decisión en esta jornada de cambiar un poco la dinámica. Yo había traído unos documentos escritos y los hice leer en grupo y después cada uno exponía para justamente evitar esa relación de el que escucha y el expositor. Si bien me entusiasma, y me entusiasmaban las preguntas que me hacían hubo un nivel participativo muy interesante. Supongo que esto les despierta curiosidad y seguirán investigando, incorporando, leyendo por otros medios.

Uno de los conceptos más debatidos durante la jornada fue el de clase, el cual derivó en temas como la ideología, la realidad de la clase media reaccionaria en un período de la historia del país, la idea de persuasión, entro otros…

“Si bien hay una tematización de Marx desde “El Capital” sobre la clase; hoy no es tan rígido el concepto de clase porque no hay otros elementos constitutivos. Leímos unos textos que tenía que ver con una afirmación de que el peronismo no es un movimiento clasista, para el peronismo hay una sola clase de hombres: “el que trabaja”, puntualizó.

En base a los temas que has venido a disertar, ¿cuáles son los que más llamaron la atención?
Fui sintiendo que cada uno de los bloques tenía un tema dominante, hubo uno general con aspectos de la historia política del país que les llamó la atención porque se las conté un poco al estilo mío, en el sentido de tratar de hacer una cosa no catedrática. Después, obviamente les dije qué preferían, porque teníamos dos o tres temas más y, casi por unanimidad, la mayoría no quería dejar pasar esta oportunidad para hablar de la cuestión de los medios, pero no del programa donde estoy sino de los medios, la sociedad y la política.

Carlos Campolongo no solo ha disertado en San Juan, sino en otras sedes de AOMA en el país, como así también en universidades y congresos. Con su vasta trayectoria, su carisma y su influencia en la opinión pública dada su exposición mediática, confiesa que en San Juan se sintió como en casa y feliz de dialogar sobre política, realidad, actividad sindical y minería.

¿Es más difícil disertar en un gremio que hacerlo en la universidad?
No, son participantes distintos, objetivos y metas distintas. Tanto este tipo de reunión como las clases de la universidad las pienso. Pienso en quiénes pueden ser los que estén, acá hoy habían distintas generaciones, con distintas experiencias, algunos más curtidos, otros más jóvenes sin ninguna experiencia que preguntaban y participaban más. Y en la universidad el objetivo se encuadra dentro de un programa, es otro público, más especializado y creo que las dos tienen su dificultad de encontrar. Por eso hay que prepararse, encontrar cual puede ser la clave para despertar entusiasmo. Es un tema que me lo planteo siempre, cómo entusiasmar en un contexto que a lo mejor no te entusiasma.

¿Cuál fue la clave hoy?
Lo voy pensando de antemano por eso traje varios documentos y escritos y le otorgué más tiempo a la posibilidad de lecturas por grupo y el intercambio. Estaba abierto a que fuese entre ellos o conmigo. Creo que eso es una dinámica que entusiasma mucho más que si me paro en el lugar de disertante; hoy era una combinación. Tenía preparado varios videos, pero hoy era tan rica la continuidad de los temas que no quería interrumpirlos; estas decisiones te las da los años como docente.

La exposición ha terminado pero seguro que a medida que pasen los días cada palabra, que cada concepto irá cobrando más fuerza dentro de cada uno de los Delegados y trabajadores.